Archivo de la etiqueta: LADRILLO

El Gobierno endurece hasta el máximo las exigencias para sanear el ‘ladrillo’


Redacción fotocasa.es , 03/02/2012

La banca española deberá sanear sus cuentas por el ‘ladrillo’ por importe de 50.000 millones de euros que detraerá de los resultados en un único año, aunque las entidades que participen en procesos de fusión contarán con unas condiciones más flexibles, ya que podrán detraer estos recursos del capital y durante un proceso de dos ejercicios, según anunció el ministro de Economía y Competitividad, Luis de Guindos, quien insistió en que no se emplearán recursos públicos.
La reforma financiera establece que las provisiones para cubrir eventuales pérdidas en activos inmobiliarios problemáticos se elevarán hasta el 80% en el caso del suelo, porcentaje que contrasta con el 31% actual. En el caso de las promociones en curso, subirán del 27% al 65%, y en el caso de la promoción terminada y de la vivienda, se elevarán del 25% al 35%.

Por otro lado, la banca deberá constituir una provisión genérica del 7% en los créditos inmobiliarios saneados, aquellos que no registran incidencias de pago, como fórmula preventiva ante posibles deterioros futuros. Todos estos saneamientos se realizarán sobre el valor en libros de los activos inmobiliarios y la fecha límite para realizarlos será el 31 de diciembre de 2012, especificó el ministro.

“Estas elevadas cifras de aprovisionamiento contrastan con lo que teníamos anteriormente y ayudarán a descargar de activos inmobiliarios a la banca española y eso va a ser muy bueno”, enfatizó De Guindos, quien vaticinó un descenso del precio de la vivienda con la aplicación de la reforma. Las entidades “dejarán de hacer de inmobiliarias y se centrarán en captar pasivo y dar crédito”, apostilló.

De Guindos desveló estos detalles sobre la reforma financiera que aprobará previsiblemente mañana el Consejo de Ministros, para sanear los balances de los bancos por su exposición al sector inmobiliario, con el fin de despejar las desconfianza de los inversores, reactivar el flujo del crédito y crear empleo.

En cuanto a las entidades que opten por la vía de las fusiones, contarán con dos ejercicios para acometer estas provisiones y podrán hacerlo contra patrimonio, aunque deberán presentar un plan de viabilidad y medidas de gobierno corporativo al Ejecutivo, que deberá dar ‘luz verde’ tras informe del Banco de España, así como asumir compromisos de ampliación en la concesión de crédito.

De Guindos explicó que el Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB) podrá contribuir al saneamiento de dichas entidades en proceso de fusión a través de la compra de bonos contingentes convertibles (cocos), para lo que el Tesoro ampliará el capital de este organismo dependiente del Banco de España en 15.000 millones. Según sus cálculos, esta emisión podría elevar la deuda pública en cuatro décimas, pero no tendrá impacto alguno sobre el déficit público.

El ministro de Economía y Competitividad explicó que los denominados ‘cocos’ son títulos de renta fija que en determinadas situaciones se pueden convertir en renta variable y que se utilizarán para inyectar recursos en las entidades que emprendan procesos de fusión.

Recursos del FROB a precios de mercado

De Guindos insistió en que este respaldo no se puede considerar dinero público, porque estos instrumentos híbridos se emitirán a precios de mercado, por lo que las entidades beneficiarías deberán hacer frente a intereses de mercado, actualmente en torno al 8%.

Asimismo, recalcó que estas exigencias para ajustar los activos inmobiliarios a precios de mercado “son perfectamente asumibles por el sector”, al tiempo que se facilitarán los requerimientos para las entidades que opten por las integraciones, lo que redundará en la eficiencia y solvencia del sistema financiero español, y por tanto, en el conjunto de ciudadanos.

El ministro de Economía eludió vaticinar cuántas entidades quedarán al final del proceso porque se trata de algo que “depende de ellas mismas” e incidió en que el Ejecutivo no se inmiscuirá en dichos procesos, aunque los supervisará. “Lo que se pretende en última instancia es tener un sistema bancario con entidades mas sólidas, más saneadas y con mucho mejor gobierno corporativo”, enfatizó.

También prefirió no especificar qué tamaño es el idóneo para una entidad. “Aquí no hay cifras mágicas, buscamos entidades más grandes, más eficientes y con mejor gobierno corporativo. Pero puede haber unas de 300.000 millones de euros de balance que no sean eficientes y otras de 100.000 millones que sí”, ilustró.

El Gobierno va a poner muchísima atención en el plan de saneamiento con el fin de que se genere un entorno de competencia suficiente en el que operen entidades saneadas y con capacidad de competir, explicó. “Ahora hoy algunas entidades que no tienen capacidad de competir”, recalcó el ministro de Economía.

Se rebajará el precio de la vivienda

Luis de Guindos, también ha asegurado que la reforma financiera “beneficiará” a los ciudadanos porque el saneamiento de las entidades rebajará el precio de la vivienda una vez que se haya materializado el ajuste de precios de los activos inmobiliarios en sus balances. “Traerá pisos a precios reducidos”, valoró.

De Guindos explicó que el saneamiento de los activos inmobiliarios en manos de las entidades facilitará la salida al mercado de éstos, una vez que éstas asuman una pérdida de valor y ajusten los precios, al tiempo que mejorará la solvencia del sistema bancario español en su conjunto.

El ministro puso el énfasis en la transparencia y la confianza que se proyectará sobre el sector financiero una vez se realicen las provisiones de 50.000 millones de euros de los activos vinculados al ladrillo, y confió en que también suponga una mejora en la canalización del crédito hacia familias y empresas.

“Esta descarga de activos inmobiliarios mejorará el acceso de las entidades de crédito a los mercados de capitales, con un impacto positivo sobre la producción y el empleo”, valoró el titular de Economía, al tiempo que aseguró que se “despejarán” las dudas que se ciernen sobre el sector.

Preguntado sobre la posibilidad de que la reforma financiera tenga un efecto negativo sobre las inmobiliarias a la luz del descenso del precio de estos activos que se registrará, De Guindos descartó de plano que impacte en su solvencia tras realizarse el ajuste de valor de activos del sector inmobiliario.

De Guindos insistió en que el sector financiero saldrá más fortalecido, con valoraciones de sus activos más creíbles, lo que mejorará la visión de los inversores internacionales, dado que se situará entre los más saneados de la UE. Este esfuerzo “será el más intenso” de los 27 países de Europa, dijo.

Por otro lado, vaticinó que se reducirá el número de entidades, pero que éstas serán más sólidas. “La reforma pretende crear entidades viables y un saneamiento rápido”, afirmó en rueda de prensa para desgranar las principales líneas del decreto ley que aprobará el Consejo de Ministros mañana.

publicado por: Sol de España

Vivienda: sin luz al final del túnel


Las cifras de transacciones e hipotecas vuelven a bajar a ritmos que no se veían desde el año 2009

 

Los últimos números publicados sobre el sector inmobiliario español no dejan lugar a dudas sobre la recaída que está sufriendo el «ladrillo» español, que definitivamente dice «adiós» a su recuperación. Muchas de las principales referencias vuelven a sufrir descensos tan grandes como en los peores momentos de la crisis. Algunos expertos decían que el mercado inmobiliario español se había ajustado ya por cantidades, es decir, que no se podía construir menos ni vender menos viviendas.

Así, por ejemplo, el número de hipotecas constituidas sobre viviendas cayó en julio un 47 por ciento interanual, hasta los 29.523 préstamos. Se trata de la cifra más baja desde que el Instituto Nacional de Estadística (INE) empezó a elaborar este indicador en el año 2003. También bajó el importe medio de los préstamos, hasta los 110.000 euros, lo que supone un descenso del 9 por ciento respecto a hace un año, lo que implica que los precios de las viviendas continúan cayendo con fuerza.

 

 Morosidad de particulares, baja.
Al menos, la morosidad de los particulares sigue en niveles muy bajos: los créditos hipotecarios dudosos concedidos a los hogares para comprar una vivienda alcanzaron en el segundo trimestre del año el 2,469 por ciento, según la Asociación Hipotecaria Española. Y la posible bajada de los tipos de interés por parte del Banco Central Europeo en la reunión ordinaria de octubre puede ayudar a las familias y, por tanto, también a los bancos. Pero no hay que olvidar que las entidades financieras tienen a su favor que en España la ley no permite que un hipotecado salde su deuda con el banco devolviéndole el inmueble, pese a que cada vez más hipotecados le deben a la entidad más de lo que vale la vivienda.

 

Las constructoras y promotoras, el gran problema.

También es verdad que para los bancos su principal problema viene de la mano del sector promotor, el 18 por ciento de cuyos créditos son morosos. Aunque hay casos mucho más extremos: por ejemplo, Deutsche Bank,  acaba de admitir que el 75 por ciento de los préstamos concedidos a los promotores españoles está en riesgo de impago. De ahí que las entidades financieras hayan iniciado el nuevo curso con la presentación de nuevas ofertas y, así, impulsar la venta del «stock» que acumulan.

Pero la expectativa de unos tipos de interés más bajos no ayuda a la contención de la caída de precios. De hecho, está ocurriendo todo lo contrario. Los gráficos muestran que la moderación de los descensos fue sólo un espejismo y durante el segundo trimestre volvieron a caer con fuerza, aunque no tanto como en el año 2009, cuando las caídas rozaban el 8 por ciento interanual.

A tenor de las nuevas previsiones del Banco de España, es de esperar que, o bien se acelere aún más el ritmo de descenso de los precios, o bien el proceso se alargue. Según el escenario adverso del Banco de España, en 2012, el ajuste desde máximos en el suelo será de un 65 por ciento. Y el de la vivienda, de un 38 por ciento. Según el escenario base del Banco de España, el ajuste desde el pico del ciclo sería de un 30 por ciento a finales del año 2012. Aunque los analistas consideran que un análisis que no prevea un ajuste de al menos un 45 por ciento de la vivienda no es creíble.

Las transacciones están en caída libre. Según las últimas cifras publicadas, el número de viviendas vendidas cayó un 34 por ciento interanual, en mínimos desde mediados del año 2009, aunque llegó a caer hasta un 46 por ciento ese año.

Las promesas electorales están provocando una cierta confusión, como la del mayor partido de la oposición,  que prevé restaurar la deducción por compra de vivienda. Esta propuesta corre el riesgo de anular el efecto de la medida adoptada por el Gobierno a finales del verano, mediante la que el IVA por el que tributan los compradores de viviendas nuevas, bajaba del 8 al 4 por ciento. Aunque, con o sin deducciones, lo que de verdad ayudaría al sector sería que la crisis griega se solucionara y se desatascara el mercado interbancario. «El factor clave no es la fiscalidad, sino la financiación y con las propias necesidades de los bancos, la recuperación del sector se complica», asegura el analista independiente José Barta. Pero, además, según Julio Rodríguez, ex presidente del Banco Hipotecario, el mercado de trabajo y la falta de confianza juegan en contra. Además de los recortes de salarios y del gasto público.

Fuente: C.Vallejos, / Finanzas.com

publicado por: LUNDQUIST & NIELSEN

víctor alvargonzález, director general de la asesoría financiera profim, critica la resistencia de vendedores inmobiliarios profesionales


víctor alvargonzález, director general de la asesoría financiera profim, critica la resistencia de vendedores inmobiliarios profesionales, instituciones o particulares a bajar los precios y alerta de que dicha actitud sólo nos llevará a posponer una dura caída de precios

el experto asegura que hay entidades financieras que se resisten a vender por debajo del valor de tasación que había establecido la propia entidad sobre los activos inmobiliarios, es decir, valoraciones “que se hacían en la época de la burbuja para que el comprador de la vivienda se comprara de paso un cayenne con el exceso sobre valor de tasación” apunta

el problema, según alvargonzález, es que profesionales, instituticiones o particulares no se acaban de creen que el ladrillo baja. “está tan incrustado en el subconsciente colectivo el mantra de que el ladrillo nunca baja que la mayoría sigue la política del avestruz. el ladrillo se ha convertido en un símbolo nacional que nada tiene que envidiar al toro osborne”, apostilla el experto

espera una caída de precios más dura ante el elevado stock de viviendas y la escasez de compradores, con lo que cree que los vendedores “tirarán la toalla todos a la vez, amplificando así la bajada, como ocurre en las bolsas”, comenta.

Y ahora digo yo como vendedora inmobiliaria…..hasta donde tienes que bajar los precios….????.

Con artículos como el del señor director general financiero don Víctor alvargonzalez, lo que se consigue es que la población compradora en potencia, sólo siga esperando a conseguir los chollos con los que sueñan desde hace un año. SIn ir más lejos, este fin de semana hemos tenido otro cliente que buscaba un apartamento de 2 dormitorios en primera línea de playa en 50.000 € máximo y por supuesto sin necesidad de reforma……


publicado por: SOL DE ESPAÑA