Archivo de la etiqueta: deudores hipotecarios

¿En qué consistirá la nueva reforma hipotecaria?


Artículo ofrecido por Bankimia , 07/02/2013

El Gobierno ha anunciado ya cuáles son los cambios que el Partido Popular propondrá, para reforzar la protección de los deudores hipotecarios, durante el plazo de enmiendas parciales para el Proyecto de Ley de Medidas Urgentes.

 11111111
Hay voces que apuntan que estas medidas propuestas provocarían un impacto negativa en el mercado hipotecario.

El anuncio realizado por el Ministro de Economía Luis de Guindos es sólo un punto de partida con el que se busca un acuerdo mayoritario con el resto de fuerzas del arco parlamentario. Acuerdo al que está previsto llegar a mediados de este mes de febrero.

Principales novedades que propone el Ejecutivo

Lo cierto es que el Gobierno propone una reforma sustancial de la actual Ley Hipotecaria. Entre las principales medidas que afectarían a los actuales préstamos hipotecarios destacan las siguientes:

1.Límite en el  plazo de amortización: Se limitará el plazo de amortización de un préstamo hipotecario a 30 años. Éste no podrá exceder la edad legal de jubilación del deudor (65 años). Cabe destacar que, según un estudio realizado por el comparador Bankimia que analiza las solicitudes de préstamos hipotecarios en 2012, el plazo de endeudamiento aumentó desde enero de 2012 hasta diciembre del mismo año de 30 a 33 años y medio.

2.Límites para los intereses de demora: No podrán superar 3 veces el interés legal del dinero. En la actualidad, algunas entidades aplican intereses de demora superiores al 20%. Además, se reducirá de 5 a 3 años el plazo máximo en el que deberán pagar estos intereses.

3.Mejora del Código de Buenas Prácticas Bancarias: el Gobierno perfeccionará el código para que más personas puedan beneficiarse de sus ventajas, entre ellas la dación en pago. Entre los principales cambios destacan la ampliación del umbral de ingresos para poder acogerse al Código de 16.000 euros a 19.000 euros y la eliminación de la obligatoriedad de que todos los miembros del núcleo familiar estén en el paro.

4.Posibilidad de alquiler en caso de desahucio: Si se produce el lanzamiento de una vivienda, es decir, si se alcanza el punto del desalojo, el banco deberá permitir por 3 años al deudor el alquiler de su antigua vivienda.

5.Más poder para los magistrados: Los jueces tendrán potestad para reducir las deudas que les queden pendientes a las familias desahuciadas si el banco obtiene una plusvalía al vender la vivienda.

6.Independencia para las sociedades de tasación: se limitará la presencia de los bancos en el accionariado de éstas, reduciendo el límite del 25% al 10%.

7.Menos requisitos en la subasta: Se propondrá facilitar el acceso de los postores a las subastas rebajando los requisitos, como el aval necesario para pujar (caerá del 20 al 5% del valor de tasación). Se ampliará además el plazo para que el adjudicatario encuentre financiación (de 20 a 40 días) y se impedirá que el precio de subasta sea inferior al 75% del precio de tasación en escritura.

8.Plazo de ejecución: No se podrá iniciar el procedimiento de ejecución hipotecaria hasta que no se hayan producido 3 impagos.

¿Qué repercusiones tendrían estas medidas?

Ya hay voces que apuntan que estas medidas propuestas por el Partido Popular provocarían un impacto no del todo positivo en el mercado hipotecario. Entre quienes critican estas propuestas se encuentra la agencia de calificación de riesgos Moody’s, quien ha asegurado que estos cambios restan garantías a los inversores en productos de deuda bancaria respaldados por estos préstamos hipotecarios. Moody’s considera, también, que las modificaciones anunciadas por de Guindos “reducen la voluntad de pagar de los prestatarios”.

Por otra parte, además, estas medidas podrían incidir en el precio de las viviendas ya que supondrán -dicen los expertos- una presión a la baja de los mismos, como consecuencia de reducir el plazo de amortización de los préstamos.

publicado por HM PROMOCIONES

El Gobierno limitará por ley el plazo máximo de las hipotecas a 30 años


Guindos anuncia que los jueces tendrá potestad para reducir la deuda de los desahuciados

Elevará el umbral de ingresos para poder acogerse al código de buenas prácticas

El Ejecutivo también pretende fijar un tope a los intereses de demora en caso de impago

El ministro Luis de Guindos, en el Congreso. / ANDREA COMAS (REUTERS)

El ministro de Economía, Luis de Guindos, ha anunciado esta tarde en el Congreso una batería de medidas para intentar frenar los desahuicios y atajar las prácticas que han provocado la multiplicación de las ejecuciones hipotecarias en los últimos años. Por el lado de los desahucios, según ha avanzado el ministro, el Ejecutivo quiere da potestad a los jueces para reducir las deudas que les quedan pendientes a las familias víctimas de desahucios si el banco obtiene una plusvalía al vender la vivienda. También elevará el umbral de ingresos para que un mayor número de familias pueda acogerse al código de buenas prácticas que se puso en marcha en su día para frenar los desalojos. Por la otra parte, en lo relativo a las condiciones con las que se firman los créditos y la asunción de riesgos excesivos, se impondrá un tope de 30 años al plazo de las hipotecas y se limitarán los intereses de demora en caso de impago.

Guindos ha hecho estos anuncios durante su intervención ante Cámara para defender el proyecto de ley de Medidas Urgentes par reforzar la protección a los deudores hipotecarios. En su intervención, el ministro ha explicado que estos cambios se introducirán durante el plazo de enmiendas parciales para este proyecto de ley. El objetivo, ha defendido, es “mejorar la normativa porque la dramática situación que atraviesan muchas familias españolas merece el mayor esfuerzo y entendimiento de todos”.

Para ello también se reformará la Ley Hipotecaria y la regulación del mercado hipotecario con vistas a “equilibrar la posición de las partes” respecto de asuntos como las exigencias de cláusulas, tasaciones e intereses de demora. En concreto, se limitarán los intereses de demora a tres veces el interés legal del dinero para “evitar el crecimiento desorbitado de la deuda y facilitar que los deudores hipotecarios puedan afrontar el pago”.

Además, se “reforzará la independencia” de las sociedades de tasación con respecto a los bancos, limitando la presencia de éstos en el accionariado de las sociedades —que se reducirá del 25 al 10%— y se “endurecerán los supuestos de infracción”. Las entidades de crédito tendrán asimismo que “aceptar cualquier tasación homologada de un bien que aporte el cliente” y el incumplimiento de este precepto será sancionable, lo que “incrementará la competencia y objetividad del mercado de las tasaciones”.

Con este sentido también se cambiará la Ley de Enjuiciamiento Civil para que no se pueda iniciar el procedimiento de ejecución hipotecaria hasta que se hayan producido tres impagos, y se adoptarán medidas adicionales de “prudencia financiera” como limitar a 30 años el plazo máximo para conceder hipotecas de vivienda habitual. Junto a ello, sugerirá cambiar la redacción sobre algunas cláusulas “especalmente complejas” como las cláusulas suelo, que de hecho están siendo anuladas por los tribunales, las hipotecas multidivisa o los swaps de intereses. En este sentido, además de hacer constar en la escritura que el notario ha informado expresamente al deudor de la existencia de esos componentes, también se exigirá una aceptación manuscrita de su aceptación.

El Consejo de Consumidores y Usuarios y otras autoridades administrativas estarán facultadas además para “requerir al Banco de España que inicie un procedimiento sancionador contra una tasadora”.

fuente: EL PAIS

publicado por: S.F. Grupo Inmocosta