Archivo de la categoría: AGENTES DE LA PROPIEDAD INMOBILIARIA

60 segundos es el tiempo que tarda en decidirse el comprador de un piso


en 60 segundos debemos seducir al comprador

para conseguir vender una vivienda, el vendedor debe seducir al comprador a realizar principalmente dos acciones: primero hay que conseguir que visite la vivienda y en segundo lugar, que ésta le agrade. en el mercado actual, la primera se consigue principalmente con el precio (aliñado con buenas fotos en el anuncio, disponibilidad 100% de atender las solicitudes de información y posibilidad de ver la casa). para que la vivienda agrade al comprador son esenciales los primeros 60 segundos de la visita a la vivienda, ya que según muchos estudios es el tiempo necesario para hacerse una primera y determinante opinión del piso

paso 1: conseguir la visita

el interesado en comprar una vivienda pasa horas delante del ordenador buscando casa o se conoce al dedillo los carteles de las inmobiliarias del barrio. sabe más que nadie los precios de la zona y detecta rápidamente las oportunidades. lógicamente, lo que primero le llama la atención es el precio, por lo que para realizar una venta rápida es necesario que el precio de salida se adecúe el precio del mercado. el precio debe acompañarse con unas buenas fotos, localización y descripción de la vivienda

algunos expertos aseguran que los compradores están al acecho y que si el precio es adecuado, se puede cerrar la venta en dos o tres meses. a la hora de vender, conviene saber si estamos ante una venta de necesidad o no. si necesitamos vender como sea lo bueno sería marcarse un plazo para esa venta y bajar el precio hasta encontrar comprador. para todo el proceso, es recomendable acudir a profesionales inmobiliarios que nos ayuden para poner un precio y conseguir comprador

tener una atención correcta y una alta disponibilidad para enseñar la vivienda es también un punto importante para conseguir la visita a la vivienda. aquí también es adecuado contar con ayuda si sabemos que no estaremos siempre disponibles para enseñar el inmueble

paso 2: que la vivienda guste

el comprador toma una decisión de si la vivienda le gusta o no en apenas 60 segundos, según diversos estudios. si en ese periodo ve algo que no le gusta, será deficil voltear ese presentimiento. por ello, es imprescindible causar una buena primera impresión. tener los exteriores impecables en caso de vivir en un chalet o la entrada arreglada en el caso de un piso es muy importante

también es tener la vivienda arreglada, ordenada y limpia. hay empresas de home staging dedicadas a decorar las casas con vistas a su venta. para ello, aligeran de muebles las estancias, pintan de colores neutros las habitaciones y retiran fotos para despersonalizar la casa y conseguir que cualquier visitante se imagine en ella

fuente: idealista.com

publicado por Astur Mar.

test: 10 cuestiones para elegir al agente inmobiliario correcto para vender su casa


EXPERTO

elige bien al agente inmobiliario

si comprar casa es una de las decisiones financieras más importantes de la vida de una familia, venderla en estos momentos seguramente lo sea más aún. por ello, es recomendable pedir ayuda a un agente inmobiliario, pero no a cualquiera, ya que como en todas las profesiones de esta vida los hay buenos y menos buenos. te dejamos una serie de cuestiones con las que debes evaluar a tu agente inmobiliario

1. ¿debo elegir amigos o familiares?

elegir a un agente inmobiliario sólo porque tengamos relación con él no es correcto. igual que acudimos a un especialista por un problema de salud aunque tengamos un médico en la familia, no deberíamos poner la casa en venta a través de un familiar sólo por este motivo. deberá ser experto en la zona donde vivimos, en el tipo de vivienda (lujo, de barrio, chalet, etc.) o que cumpla más condiciones

2. elija un experto

reúnase con diferentes profesionales y vea distintas presentaciones para que considere ventajas y desventajas. el que elija debe tener conocimientos de valoración del inmueble, del mercado y de cuestiones legales para no tener problemas posteriores

3. no elija al que diga que su casa vale más

el agente sabe que queremos vender la casa por el máximo posible. por ello, un agente desesperado por captar propiedades le dará el precio más alto para seducirle. no se deje llevar por la alegría del agente al ofrecerle el precio, sino por el más franco. debemos saber a cuánto se han vendido viviendas en la zona y si el agente nos dice un precio muy superior, hay que desconfiar

4. las apariencias engañan

es mejor pedir referencias que dejarnos llevar por las apareciencias o la primera impresión. nadie mejor que un antiguo cliente conocido para explicarnos cómo trabaja un agente. si el agente pertenece a alguna asociación o se anuncia en portales de renombre, también es un punto a tener en cuenta de seriedad

5. lo barato sale caro

tampoco seleccionemos un agente inmobiliario porque tenga lo honorarios más bajos. tal vez quien cobra una comisión más baja es porque no va a dedicarle el mismo esfuerzo o no tiene los conocimientos necesarios para vender su propiedad más rápido.
un agente inmobiliario paga espacios publicitarios para promover un inmueble y esto tiene un coste

6. pertenecer a una franquicia es garantía de algo, pero no de todo

igual que ser de la familia no es sinónimo de calidad, pertenecer a una franquicia lo hacen lo mejor del mercado. hay agentes inmobiliarios novatos en una franquicia que no están bien capacitados y no porque pertenezcan a una compañía bien establecida es garantía de ser profesionales

7. tiene que estar actualizado

la profesión inmobiliaria requiere estar en constante cambio. si el profesional continúa preparándose mediante cursos o actos, es un motivo favorable

8. cómo enseña la casa

un buen agente sabe quién es su mercado, por lo que no perderá el tiempo enseñando la vivienda a personas que no pueden/quieren comprarla

9. ¿es su vecino?

hay agentes inmobiliarios que suelen vivir cerca de nosotros y que tienen la oficina en la zona. es una buena señal, pero debe cumplir más requisitos para llevar la venta de nuestra vivienda. quizás sea especialista en viviendas de lujo y no en pisos o viceversa

10. las ventas no son todo

no se trata del número de transacciones que haya logrado el año anterior, pues lo más importante es saber si se dedica a vender el tipo de inmueble que usted quiere vender

artículo visto en Las Provincias
publicado por: Astur Mar

Los agentes de la propiedad inmobiliaria piden regularse


Exigen unas garantías mínimas para proteger al comprador de una casa.

Anuncios de venta y alquiler de viviendas o habitaciones en una calle del centro deMadrid.. Los agentes de la propiedad inmobiliaria piden regularse – PABLO MONGE

Sectores relacionados

Raquel Díaz Guijarro – Madrid – 04/10/2011 – 07:00

Cuántas veces habrá visto en las farolas, marquesinas y demás mobiliario urbano anuncios de venta de viviendas con un número de teléfono como única referencia. Al contactar con dicho teléfono, cuál es la sorpresa al comprobar que en lugar del propietario del inmueble, el titular de la línea es un profesional que cuenta con varias casas a la venta y se autodenomina agente de la propiedad inmobiliaria. Pues bien, no está contraviniendo ninguna ley. Lo cierto es que desde el año 2000 cualquier persona puede dedicarse a la intermediación inmobiliaria, ya que no se requiere ninguna titulación previa, no es obligatorio contar con un domicilio social y, por supuesto, no se requiere la suscripción de ningún seguro de responsabilidad civil o ninguna póliza de caución.

Pero esto no siempre fue así. Tal y como recuerda el presidente del Consejo General de los Colegios de Agentes de la Propiedad Inmobiliaria (API) de España, Jaime Cabrero, con anterioridad a esa fecha sí era necesario contar con una preparación y titulación previas e incluso era necesario estar colegiado para poder ejercer.

Sin embargo, concluía el siglo XX y utilizando la espiral de precios alcista de la vivienda como argumento, el Gobierno del PP decretó en 2000 la desregulación de la intermediación inmobiliaria con la excusa de que dando entrada a más profesionales a este sector de actividad se lograría reducir el precio de las casas. Aunque a estas alturas es de sobra conocido, solo recordar que ocurrió justo todo lo contrario.

«Con el agravante de que desde entonces hasta ahora han sido muchos los consumidores que si han tenido un problema durante la compra o venta de su casa, no han sabido adónde acudir ni a quién consultar. Se trata de acabar con esa indefensión», explica Cabrero.

Conocimientos previos

Para poner fin a esa situación de desregulación, los agentes de la propiedad inmobiliaria llevan años exigiendo una reorganización de la profesión. «Que pase de ser un mercado salvaje a un libre mercado regulado con protección fundamentalmente para el consumidor, que este sepa que la persona con quien está tratando tiene una formación mínima inmobiliaria y un código ético o de buenas prácticas, un seguro de responsabilidad civil, que está inscrito en un registro de intermediarios, con oficina abierta al público y que en caso de que la operación no llegue a buen puerto, no por su culpa, asegurarse de que las cantidades entregadas a cuenta le van a ser reintegradas o, en su defecto, que tendrá una garantías mínimas al reclamar», explica Cabrero.

El presidente del Consejo General de los Colegios de API recuerda que en los años de boom inmobiliario hubo intermediarios que ni siquiera contaban con conocimientos previos de la legislación en materia hipotecaria, por ejemplo.

En este sentido, su antecesor en el cargo, Santiago Baena, hizo de esta situación de la profesión una de sus principales causas en su relación con el Gobierno. Cuando se creó el Ministerio de Vivienda en 2004, estos profesionales recordaron que hasta para vender frutas y hortalizas frescas es necesario contar con un carné de manipulador de alimentos. «La ministra de entonces, María Antonia Trujillo, fue la única que acogió nuestras peticiones con sensibilidad, pero nada se ha avanzado hasta ahora», reconoce Cabrero, quien anuncia que tras las elecciones del 20-N volverán a plantear al nuevo Gobierno la necesidad de cambiar la situación.

Por el momento, no han encontrado ninguna receptividad en el Gobierno central, ni tampoco en las principales comunidades autónomas, a excepción de Cataluña que sí regula el desempeño de la intermediación inmobiliaria. «Parece no ser suficientemente grave lo que está ocurriendo con el tema de los desahucios como para regular el papel que puede llegar a desempeñar un API», añade Cabrero. Además, añade que mientras un API español no puede desarrollar su profesión en Portugal, cualquier extranjero sí puede hacerlo en España.

Conviene recordar que un agente de la propiedad inmobiliaria también puede operar como intermediario en el segmento del alquiler, y es la persona idónea a la que consultar, entre otras cuestiones, qué otros gastos lleva aparejada la compra de una vivienda o cómo negociar las condiciones del préstamo con el banco.

fuente: 5dias.com

publicado por: CASABELLA